lunes, 27 de septiembre de 2010

Al menos 97 empresas explotan agua sin permiso

Al menos 97 empresas de ocho rubros explotan agua sin tener autorización del ente regulador ni el control del concesionario u operador del servicio del área, según identificó la Autoridad de Agua Potable y Saneamiento (AAPS).

Según esa entidad reguladora hay “un aproximado de 25 ingenios mineros, cinco ingenios azucareros, cuatro industrias aceiteras en el oriente, cinco industrias cementeras, 20 empresas productoras de agua embotellada y bebidas gaseosas, ocho industrias de bebidas y maltas, 18 mataderos y empalados cárnicos, 12 industrias de lácteos y otras que en diferentes áreas concesionadas de Bolivia hacen un uso indiscriminado del recurso de agua, a través de diversos sistemas de autoabastecimiento propios”.

El detalle está mencionado en la Resolución Administrativa Regulatoria N° 152/2010, que ordena a las industrias que se autoabastecen de agua a regularizar su situación para que comiencen a pagar por ese líquido elemento.

El gerente general de la Empresa Pública de Aguas y Saneamiento (Epsas) de La Paz y El Alto, Víctor Rico, explicó que “es necesario (hacer esa regulación) porque debemos tener mecanismos de control y seguimiento para ver cómo están siendo explotados los acuíferos, principalmente los subterráneos que tienen cierto nivel de delicadeza en su manejo”. Advirtió que si hay un uso indiscriminado y descontrolado de los recursos hídricos “podemos llegar a situaciones muy delicadas en cuestión de las reservas de agua subterránea”.

La autoridad explicó que el control del uso de agua que se quiere asumir desde el Estado debe servir para hacer un proceso de monitoreo y manejo adecuado de la información para generar programas de sostenibilidad del recurso hídrico.

El plan de regulación del agua será ejecutado por las entidades que suministran agua potable.

Empresas de 22 rubros deben pagar por el agua que captan directamente

Empresarios de al menos 22 rubros deberán comenzar a pagar por el agua que aprovechan en sus actividades industriales a través del autoabastecimiento. Las entidades que se encargan de la distribución del recurso hídrico instalarán medidores de control de consumo.

La Autoridad de Fiscalización y Control Social de Agua Potable y Saneamiento Básico (AAPS) emitió una Guía de Regularización en la que se establecen los pasos para que todas las personas naturales o jurídicas que tengan o no una concesión de uso de este líquido para fines de transformación en bienes y servicios se registren en la Entidad Prestadora de Servicio, Agua Potable y Alcantarillado Sanitario (EPSA) que haya en cada región.

La guía señala que las empresas que deben empezar a pagar por ese recurso son: industrias azucareras, aceiteras, mineras, lácteas, textileras, de bebidas y maltas y gaseosas.

Además de los empalados cárnicos, productos químicos orgánicos, productos químicos inorgánicos, industrias de materiales plásticos y sintéticos, cementeras, alimenticias, hidrocarburíferas, de cerámica, hoteleras y agroindustria.

También están contempladas las embotelladoras de agua, los parques acuáticos, los mataderos, las curtiembres, las estaciones de servicio de lavado de vehículos y otras que aprovechen el recurso hídrico como bien o servicio.

La norma se refiere específicamente a las industrias que consumen agua a través de mecanismos directos de captación; por ejemplo, a través de la perforación de pozos.

Las aguas comprendidas en la norma son las de fósiles, glaciares, subterráneas, minerales y medicinales y se busca que las industrias que usen estos recursos eviten “acciones en las nacientes y zonas intermedias de los ríos que ocasionen daños a los ecosistemas y disminución para consumo humano”.

El gerente general de la Empresa Pública y Social de Agua y Saneamiento (EPSAS) que suministra agua potable a La Paz y El Alto, Víctor Rico, informó que aún no conoce la guía de registro, aunque sí la resolución N° 152/2010 que ordena el pago de las industrias que se autoabastecen del recurso hídrico.

Rico indicó que no habrá dificultades en cumplir con esa decisión, pues “tenemos control sobre varios pozos, que están perforados por algunas empresas que funcionan principalmente en la ciudad de El Alto”.

En el caso de las provincias aún no está claro cómo se hará el control, pues la guía no especifica este tema, sólo indica que serán las entidades que prestan el servicio de agua potable las que se encargarán de poner los medidores.

La norma establece los pasos que deben seguir las industrias para regularizar sus sistemas de autoabastecimiento. En principio “se iniciará la notificación de la conminatoria de regularización emitida por la AAPS, que otorgará un plazo de 20 días hábiles administrativos” para que las personas naturales o jurídicas que aprovechen el agua presenten sus formularios. El periodo de transición de la regularización obligatoria durará un año calendario.

Destino de los Recursos económicos

Ingresos
Los recursos económicos percibidos por la EPSA, por la prestación de los servicios a las personas naturales o jurídicas que posean sistemas de autoabastecimiento autorizadas, deberán destinarse a la ejecución de proyectos de inversión en el sector y a la preservación, uso prioritario y sostenible del agua.

Vamos a acatar esas disposiciones

Los industriales de La Paz hemos firmado un convenio hace varias años con Aguas del Illimani y después con EPSAS, por ese convenio tenemos pactadas tarifas tanto de suministro de agua, como de aguas subterráneas como de alcantarillado, ese convenio está vigente.

Nosotros como empresarios vamos a acatar esas disposiciones. Aunque es muy difícil que le haga entender a un usuario que tiene ese pozo que ahora tiene que pagar, porque ese usuario considera que las inversiones que él realizó le permiten tener el líquido elemento a un costo cero.

Por otra parte, estamos permanentemente adecuando nuestros procesos a las nuevas reglamentaciones medioambientales, constantemente trabajamos con EPSAS, coordinamos con ellos, tenemos un brazo técnico con el que estamos trabajando en el tema de los refluentes, tratamos de cumplir y de no contaminar y ése es un proceso continuo adecuándonos a todas las normas, incluso tenemos premiaciones a ecoeficiencia.

Sobre el suministro de agua, es el único que manifiesta normalidad, pero sí somos conscientes de que estamos en un límite en el que se deben hacer previsiones adicionales, pero no tuvimos inconvenientes.

Mario Antonio Yaffar
Pte. de la Cámara de Industria de La Paz

Fuente: periódico "La Razón" La Paz-Bolivia - 27/09/2010